15 de enero de 2016

"Mentiras peligrosas" de Becca Fitzpatrick

Título: Mentiras Peligrosas
Autor: Becca Fitzpatrick
Editorial: Ediciones B
Páginas: 400
Sinopsis: La nueva novela de la autora de la saga juvenil Hush, Hush bestseller mundial. La vida de Stella Gordon es una mentira. En tanto que testigo principal en el juicio contra un traficante de drogas, Stella está en el programa de protección de testigos y tiene que vivir en el pequeño pueblo de Thunder Basin, Nebraska, cuyos habitantes no deben saber, jamás, quién es en realidad. Ni siquiera Chet Falconer, el chico que hace que desee revelar su verdadera identidad. Stella sabe que si dice la verdad solo traerá violencia a ese lugar seguro. Pero a pesar de lo mucho que intenta mantenerse oculta, el peligro está cercano. Los asesinos siempre intentan deshacerse de los testigos, y Stella ha cometido un error que podría convertirse en la pista crucial para encontrarla. "No me había dado cuenta de lo tensa que estaba hasta que se fueron todos, Price, Charles Menlove y los detectives. Al aparecer ellos, era como si hubieran traído a Philly consigo. Los secretos de los que huía habían acabado por atraparme. Pero los detectives se habían ido ya y el mundo empezaba a ralentizarse. Sentí que los amplios espacios abiertos que rodeaban la granja también me envolvían. Mis problemas se sumieron en las sombras y la vida volvió a parecer sencilla. Sentí un alivio frío y dulce. Esa noche Thunder Basin no parecía una prisión, sino más bien una puerta abierta al final de un camino largo y doloroso, invitándome a acercarme. Era mi santuario." Gracias a Ediciones B por el ejemplar.



En cuanto vi el nombre de la autora en la portada del libro no pude resistirme. Previamente solo leí su saga “Hush hush” y aunque lo últimos dos libros no fueron tan convincentes, amé su forma de escribir, de sorprenderme y de hacerme sentir cercanos a los personajes. No me equivoque cuando me dije a mi misma que este libro no iba a decepcionarme.

La historia comienza con Stella, una chica de 17 años con demasiados problemas para su corta edad. Se encuentra reclutada por el programa de protección de testigos de los Estados Unidos, por haber presenciado un crimen que incluye un asesinato, traficantes, drogas, y a su propia madre. Para mantenerla viva, el programa la envía a un pueblo en Nebraska, en el medio de la nada, deshaciéndose de todo lo que pueda vincularse con su vida anterior. Stella, que es el nombre nuevo que le han asignado, debe dejarlo todo atrás,  sus amigos, su novio, y su vida llena de privilegios caros, para marcharse a un sitio donde no conoce nada ni a nadie. El pronóstico no es nada alentador, pero no tiene alternativa.

“Nos pasamos la vida huyendo de nuestro pasado, sin darnos cuenta que está pegado a nosotros, que jamás podremos escapar de él.”

Stella termina en casa de Carmina, una policía retirada que va a hacerse cargo de ella hasta que cumpla la mayoría de edad, e intentara proteger su secreto. Al principio las cosas son complicadas entre ellas. Stella es exageradamente caprichosa al principio, siempre llevando la contra y buscando problemas, pero no puedo juzgarla, no puedo evitar ponerme un poco en su lugar e imaginarme mi vida si me lo hubiesen quitado todo.

En este pueblo, nuestra protagonista comienza una nueva vida desde cero, una vida que se basa en mentiras y más mentiras. Lo único bueno que parece tener en ese lugar es Chet, un chico con el que entabló una hermosa amistad mientras eso fue posible.
Aquí hay una historia de amor hermosa e intensa que me encantó. Tanto Stella como Chet tienen un pasado repleto de secretos bastante sombríos, llenos de dolores y amarguras que prefieren olvidar, y más allá de eso, la conexión entre ellos es inevitable.

La historia tiene mucha acción y me mantuvo entretenida todo el tiempo, siempre pasaban cosas y generaba un cierto suspenso que se me hizo exquisito. Los personajes principales tienen mucha fuerza. Amé a Carmina, creo que es mi personaje del libro preferido, haciendo un gran esfuerzo por bajar a Chet a un segundo lugar. Con Stella no tuve una muy buena conexión durante la primer parte del libro, pero después las cosas se encaminaron y entendí muchos “porqué” de sus actitudes.

"Decidí que todo el mundo tenía derecho a sentirse así al menos una vez en la vida. A tener una luz a la que aferrarse cuando se cernía la oscuridad. Un rayo de felicidad para proporcionar a una persona la esperanza de que la luz volvería a brillar."

La pluma de la autora es verdaderamente maravillosa. No tengo crítica alguna sobre la narración porque fue sin duda lo que más me gustó del libro. La trama no es una genialidad, pero está muy bien desarrollada y llegó a atraparme. La historia está contada en primera persona desde el punto de vista de nuestra chica, lo que me pareció muy correcto. Hay un cambio increíble en Stella desde el comienzo de la historia hasta que llega el final.  El hecho de vivir todo lo que vivió más otras cosas no muy bonitas que le pasan en el pueblo, más el cruce de cupido y el miedo de saber que constantemente vive en peligro, la obligaron a cambiar y el cambio fue muy positivo. Comencé la historia no soportándola, y lo termine teniéndole cariño, lo que le suma puntos al libro.

En fin, “Mentiras peligrosas” es un libro que aunque su primera parte es medio lenta (hasta que se entiende bien de que va) tiene una historia atrapante y alucinante, con momentos para reír, para endulzarse, pero también con momentos tristes en los que se siente algún que otro agujerito en el corazón. A mí me gustó muchísimo, a pesar del miedo que tenía al principio después de haber leído alguna que otra crítica, así que estoy muy feliz de haberlo leído. 

"Todos tenemos que cometer errores, porque es la única manera de aprender"

Recomendadisimo!


No hay comentarios.:

Publicar un comentario